Depende de crédito unificación de escuelas

POR ROBLEDO M. ROBLEDO | EL SOL

El distrito escolar de Greenfield liquidará su participación en un crédito estatal con el fin de liberar la preparatoria que se utilizó como garantía.

El distrito escolar Greenfield Union será responsable de liquidar una parte de un crédito multimillonario otorgado por el estado para que su propuesta de unificación pueda avanzar.

Los miembros del equipo de unificación de Greenfield dijeron el martes que el plan de pago ayuda a despejar el camino de problemas “significativos y complicados” que expusieron los funcionarios escolares del Condado de Monterey acerca del crédito.

El crédito amenazaba con crear un obstáculo importante en el proceso de unificación porque involucraba a la preparatoria Greenfield High como garantía.

Greenfield Union busca obtener el control de la preparatoria Greenfield High y convertirse en un distrito unificado de preescolar hasta 12° grado. Actualmente, el distrito escolar South Monterey County Joint Union está a cargo de la preparatoria Greenfield High y también supervisa la preparatoria King City High.

En 2009, el distrito South County tuvo dificultades financieras y recibió un préstamo de emergencia de parte del estado por $14.3 millones de dólares. El distrito utilizó la preparatoria Greenfield High como garantía para el préstamo.

En un informe enviado este mes al consejo de educación estatal, la superintendente de escuelas del condado Nancy Kotowski expresó su preocupación de que el préstamo “parece imponer una prohibición a la reorganización del distrito de preparatorias”. Kotowski solicitó y recibió una extensión de la fecha límite por parte del consejo estatal para determinar las “implicaciones legales y fiscales de la unificación, en especial la transferencia de la preparatoria Greenfield High (la garantía del crédito de emergencia)”.

En búsqueda de una forma de liberar a Greenfield High del crédito, el equipo local de unificación se reunió con los funcionarios del banco estatal, quienes les proporcionaron algunas opciones, informó Shin Green de Eastshore Consulting, empresa contratada para ayudar a Greenfield.

El banco prefiere que el crédito se liquide en su totalidad antes de liberar a Greenfield High como garantía del préstamo, dijo Green. Lo que Greenfield y South County están negociando es que cada distrito liquide su parte del crédito en relación con la cantidad de estudiantes que se transferirán al distrito de Greenfield debido a la unificación, y a los que permanecerán en South County.

Green dijo que cada distrito pagará su parte del saldo de casi $12 millones de dólares del crédito.

“Se presentó un plan que seguía los lineamientos de preferencia de I-Bank a la comunidad de Greenfield (consejo escolar y solicitantes)… Este requiere que Greenfield refinancie el crédito estatal existente”, agregó.

El Consejo de Educación del condado, en su función como comité para la organización de distritos escolares, es la autoridad local que toma las decisiones acerca de los planes de unificación. Si se aprueban a nivel local, los planes pasarán al consejo estatal, que a su vez tomará una decisión final.

La petición de unificación de Greenfield se presentó ante el condado en diciembre. Los padres y educadores de Greenfield presentaron 2,000 firmas en favor de la unificación.

Existe gran apoyo para los planes de unificación por parte de los padres, la comunidad y los educadores de ambos distritos. No ha surgido ninguna oposición seria al plan a nivel público.

Los organizadores de Greenfield dijeron que quieren tener el control local, una identidad más sólida en la comunidad y una educación uniforme para sus hijos.

Los padres se habían quejado de que, desde que la preparatoria Greenfield High abrió en 1999, fue relegada a un segundo lugar en la obtención de fondos y recursos en comparación con King City High. Los funcionarios del distrito South County refutaron esos alegatos con cifras que demuestran que ambas escuelas recibieron montos similares para programas deportivos y estudiantiles. Las diferencias que se persiguen podrían provenir de las actividades del club de apoyo.

Aún así, Greenfield High busca mejorar su imagen y tener un distrito unificado.

La cuenta regresiva para la unificación comenzó el 8 de diciembre. El comité del condado tiene 120 días a partir de esa fecha para aprobar o rechazar la petición de unificación. La aprobación del consejo estatal para una extensión de tiempo permitirá retrasar la decisión otros tres meses, hasta julio.

Sin embargo, el comité del condado quizás ya no necesite el tiempo adicional ahora que se está resolviendo el asunto del crédito, dijo David Soldani, un abogado contratado por el distrito de Greenfield como consultor para el proceso de unificación.

“Ellos (el condado) querían tener el tiempo adicional por si acaso”, agregó. “Ahora realmente ya no lo necesitan”.

El martes, los funcionarios del condado no estuvieron disponibles para hacer comentarios, pero planeaban reunirse para analizar los próximos pasos en el asunto.

Si se aprueba, la unificación aumentaría en 900 la inscripción de preescolar al 12° grado en Greenfield, para un total de 4,300 estudiantes. Esto disminuiría la inscripción en el distrito South County de unos 2,033 a 1,100, según las cifras del estado.