CLOSE
LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

. - Legisladores estatales republicanos en Arizona desean medidas punitivas más estrictas contra aquellas ciudades que violen las leyes federales de inmigración, y para inmigrantes que violen la ley estando en el país sin autorización legal.

Un comité de la cámara alta estatal aprobó las dos propuestas el miércoles, en el más reciente intento de la legislatura controlada por los republicanos de forjar normas en el tema migratorio.

Una propuesta previa, la SB 1070, generó protestas, demandas y críticas en todo el país debido a que permitía a la policía preguntar sobre el estatus migratorio de personas que sean sometidas a revisiones rutinarias.

El senador Steve Smith, republicano por el condado Maricopa, dijo que promovió las propuestas para garantizar que todos están respetando las leyes del país.

La senadora demócrata Lupe Contreras, la única hispana en el panel, fue la única que votó en contra de ambas medidas.

“Tenemos que luchar por los derechos de todas las personas, sean buenas, malas o indiferentes”, dijo Contreras. “Cuando veo que se hacen ciertas leyes para tratar ciertos hechos cometidos por ciertos individuos, eso es algo que no puedo aceptar”.

El comité aprobó una iniciativa que requiere que los jueces sentencien a los culpables a la máxima pena posible, por delitos que cometan después de haber violado las leyes migratorias del país.

Smith dijo que la propuesta se dio en respuesta de un caso del año pasado en que un inmigrante que se encontraba en el país sin autorización legal y que estaba libre bajo fianza por otro delito, mató a tiros a un empleado de una tienda de 21 años para robarse un paquete de cigarrillos. La propuesta busca garantizar que quien haya violado las leyes migratorias sea penalizado por violar leyes estatales, señaló Smith.

Contreras indicó que la medida violaría el principio constitucional de igualdad de derechos, pero Smith aseguró que quienes se encuentran ilegalmente en el país no deben gozar de los mismos derechos que los demás.

“Los que no son ciudadanos de este país no tienen los mismos derechos de los ciudadanos”, declaró Smith. “Si le gusta, bien, y si no, también. Pero esa es la ley”.

Otro proyecto del legislador de Maricopa retiraría fondos estatales a cualquier municipio que apruebe normas de “ciudad santuario” en beneficio de inmigrantes. Tales políticas de antemano son ilegales en Arizona como resultado de la SB 1070, pero la propuesta de Smith agrega sanciones.

“Lo único que queremos decir es, el que no respete las leyes no recibirá dinero”, comentó Smith.

La medida define como ciudad santuario cualquier municipalidad que limite la capacidad de las autoridades federales para hacer cumplir las leyes migratorias, o que viole las normas para recibir prestaciones sociales que requieren demostrar que se cuenta con la ciudadanía estadounidense.

Arizona actualmente no tiene ninguna ciudad santuario, dijo Dale Wiebusch, que hace campañas políticas a favor de la League of Arizona Cities and Towns.

Aun así, la medida podría afectar a Phoenix si aplica un programa de documentos de identificación emitido por la municipalidad que permitiría a los residentes, inclusive quienes hayan ingresado al país sin autorización legal, recibir servicios bancarios, reportar delitos y obtener una credencial para uso de la biblioteca pública.

La Comisión Senatorial de Seguridad, Tecnología y Asuntos Militares aprobó ambas propuestas, la primera por cinco votos a favor y uno en contra, y la segunda por cuatro votos a favor y uno en contra. La senadora demócrata por Kearny, Barbara McGuire, se abstuvo de votar en torno a la segunda medida.

Las propuestas deberán ahora ser sometidas a revisión antes de pasar a la cámara alta para su votación

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Copyright 2016 The Associated Press. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Read or Share this story: http://bit.ly/1Xe5N1m