CLOSE
LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Apenas es febrero, y el hielo, el viento y la lluvia del invierno no han terminado aquí en el Condado de Monterey.

Sin embargo, si medimos la ferviente recaudación de fondos y de refrendos por parte de algunos de nuestros ambiciosos políticos locales, pensaríamos que ya andamos a finales de la primavera y que las elecciones primarias del 7 de junio están a la vuelta de la esquina.

Honestamente, esto es lo que hace que tanta gente se aleje de la política; ciertamente me aleja a mí, y yo me gano el sustento (por así decirlo) escribiendo acerca del gobierno y la política.

Es el fenómeno del ciclo de campaña interminable, que es destructivo y desgasta a la gente.

Por amor a todo lo que es sagrado, los candidatos y sus manejadores pagados (y en uno de los casos, un esposo) ni siquiera han podido registrarse formalmente como candidatos. Tampoco podrán hacerlo hasta el 15 de febrero. Pero como la ley permite que los candidatos formen comités para la recaudación de fondos mucho antes de presentar su postulación, muchos de ellos están alardeando, a voz en cuello, acerca del dinero y los refrendos que han recolectado.

Lo que me gustaría ver en lugar de esto son documentos acerca de sus posturas y de lo que estos candidatos intentan hacer si resultan electos. Ya lo sé, es una locura ¿verdad?

Si su estrategia es salir volando del granero de esta forma tan prematura, más les vale que puedan decirle a la gente (donantes y patrocinadores) por qué se están postulando y qué tratarán de lograr si los eligen. Parece razonable, ¿no?

Pero dicho todo eso, lo único que estos postulantes tempranos tienen en el cerebro es dinero y refrendos.

Así que permítame ponerme en mi papel de reportero de carreras de caballos políticos para ponerlo al día acerca de cómo están las cosas en cuanto a fondos de campaña recaudados durante los últimos seis meses de 2015 (y... ¡arrancan!).

En la contienda para reemplazar al representante de EE. UU. Sam Farr (demócrata por Carmel) que se va a retirar del 20° distrito del Congreso, Jimmy Panetta, asistente del fiscal de distrito del condado de Monterey, está barriendo el piso con la candidata republicana y concejal de Pacific Grove Casey Lucius.

Los informes de revelación de las finanzas de campaña de la última mitad de 2015 muestran que Panetta (hijo del antiguo director de la CIA y Secretario de Defensa Leon Panetta), ha recaudado más de $251,000 dólares desde que declaró su candidatura el 17 de noviembre.

Según los registros, Lucius, que anunció que se postularía para el puesto en junio pasado, ha recaudado poco más de $83,000 dólares.

En la competencia por ver quién representará al 30° distrito en la asamblea estatal, Karina Cervantez Alejo, concejal de la ciudad de Watsonville y esposa del asambleísta titular Luis Alejo (demócrata por Watsonville), quien ya no puede reelegirse, recaudó más de $116,000 dólares en los últimos seis meses de 2015. En total, Cervantez Alejo ha amasado un fondo de campaña de más de $238,000 dólares.

Ese monto contrasta fuertemente con los esfuerzos de recaudación de fondos de su oponente hasta la fecha.

Anna Caballero, antigua alcaldesa de Salinas, miembro de la asamblea estatal y secretaria del gabinete del gobernador, quien anunció su intención de postularse en noviembre, ha recaudado poco menos de $25,000 dólares.

Cervantez Alejo, bajo la dirección de su veterano esposo político, ha andado recolectando refrendos de legisladores y líderes demócratas por todo el estado; la mayoría de estos, francamente, tendrá un impacto mínimo o nulo en cuanto al reconocimiento de los nombres en la mayoría de los votantes del 30° distrito de la asamblea.

Uno de esos refrendos, sin embargo (obtenido la semana pasada), fue el del Partido Demócrata de California; esto le permitirá abrir aún más las llaves de la recaudación estatal y local.

Hay tres batallas que se están preparando para puestos en el Consejo de Supervisores del Condado de Monterey; las tres involucran a rivales bastante bien conocidos que se enfrentarán contra titulares establecidos.

Aunque todas estas contiendas cuentan (recuerde que se requieren sólo tres votos para asegurar una mayoría en el Consejo de Supervisores), serán las batallas por los distritos de supervisión 1 y 4 las que a fin de cuentas tendrán mayor importancia para los votantes del Valle de Salinas (a propósito, la antigua líder de United Way Mary Adams se enfrentará al supervisor titular Dave Potter que tiene el puesto por el distrito 5, y esa será una contienda digna de observar).

En el distrito 4, el antiguo alcalde de Salinas Dennis Honohue se está enfrentando a la supervisora titular Jane Parker.

Los expedientes de finanzas de la campaña muestran que Donohue ha recaudado más de $100,000 dólares hasta ahora para enfrentarse a Parker, quien en el mismo período agregó casi $35,000 dólares a su cofre de guerra, el cual ahora contiene poco más de $122,000 dólares.

La contienda entre supervisores que la mayoría de los salinenses estará observando, sin embargo, será la batalla entre tres candidatos por el distrito 1.

El Sr. Alejo antes mencionado ha transferido $100,000 dólares de su campaña por un puesto en la asamblea en 2014, y se ha convertido en el líder instantáneo de las finanzas de la contienda. Alejo busca el puesto por el distrito 1 hasta que pueda competir por el puesto del distrito 12 del Senado, el cual quedará vacante cuando Anthony Cannella ya no pueda reelegirse en 2018.

Alejo se enfrentará al titular del distrito 1, Fernando Armenta, quien reportó que recolectó $38,792 dólares durante la segunda mitad de 2015. En total, ahora cuenta con poco más de $50,000 dólares listos en fondos de campaña.

Por último, el concejal de la ciudad de Salinas Tony Barrera, quien compitió y perdió contra Armenta en 2012, reportó haber recaudado $2,500 en el mismo período.

Me gustaría reiterar que aunque algunos políticos, y de hecho bastantes escritores políticos se emocionan y se apasionan con estas tonterías de recaudaciones y refrendos, pienso que puedo hablar por muchos al decir que realmente necesitamos saber lo que planean hacer si resultan electos.

¿Cuáles son sus ideas, pensamientos y evaluaciones? ¿Qué los impulsa a postularse?

Incluso en esta etapa temprana, ya deben tener algunas ideas bastante concretas acerca de lo que piensan que está bien, qué es lo que está mal y cómo planean arreglarlo.

Si me lo dicen a mí primero, es posible que acaparen mi interés y quizás, tan sólo quizás, mi voto.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://bit.ly/1T8ZSLQ