CCFA brinda oportunidad a niños

MYRA L. GOMEZ

Cambiar la percepción de una cultura no es tarea fácil, la posibilidad de una vida mejor para los jóvenes puede ser difícil en una ciudad donde se escuchan tiroteos, se sufren robos y se venden drogas, pero en la oscuridad, Carissa Purnell vio una pequeña luz.

De la mano de Anthony Velásquez y Craig Sterling, quienes juntaron fuerzas en el 2010 en un programa al servicio a la comunidad para la Universidad Estatal de California de la Bahía de Monterey (CSUMB por sus siglas en ingles), fundaron "Cesar Chávez Fútbol Academy (Academia de Futbol Cesar Chávez, CCFA por sus siglas en inglés). Una academia que va mucho más allá de un campo de fútbol y que en tan sólo cinco años ha superado la visión de Purnell.

“No tenía idea de que iba a ser de esta manera”, declaró Purnell. “Ha pasado de nuestro pequeño programa después de la escuela, a un equipo estadounidense completo, competitivo, que ahora viaja por el estado y sigue creciendo”.

En la actualidad, la academia está dividida en tres divisiones masculinas: Sub10, Sub13, Sub16, donde más de 100 niños durante todo el año tienen la oportunidad de formarse para llegar a ser el mejor jugador de fútbol y la mejor versión de sí mismo y todo esto es absolutamente gratis.

Hace unos meses viajaron a Las Vegas para un torneo que significó una gran prueba para ellos, donde desafortunadamente sufrieron su primera derrota en representación de la CCFA.

“Vi a los chicos culparse unos a otros”, dijo Purnell. “Estaba llorando en el campo porque eso no es lo que les habíamos enseñado. Estábamos listos para regresar a Salinas, cuando todos se relajaron y se dieron cuenta de que habíamos perdido como equipo, y la única manera de volver era creer en los demás”.

Purnell y todos los involucrados en la academia creen en nuestros jóvenes, creen que la mayoría de estos chicos son capaces de jugar en primera división, y que dejaran Salinas. Ellos recibirán un título que al volver a casa podrán mostrar a su familia y a la comunidad que los rodea, como recordatorio de la importancia que tiene la educación, y que el compromiso es la clave del éxito; que no es un método fácil pero bien conocido por todos los miembros de CCFA.

Todos los voluntarios de la academia han jugado fútbol colegial y se han graduado de universidades acreditadas. Ahora todos son modelos a imitar para nuestros niños en el Condado de Monterey, ya que ofrecen voluntariamente su tiempo para enseñarles que existen posibilidades, más allá de las “cascaritas”.

“A ninguno de nuestros entrenadores se les paga”’ dijo Purnell. “En todo caso tenemos que pagar por la comida, el gas y las bebidas que los niños necesitan, ya que están ahí afuera entrenando y tienen que comer”.

Purnell, Velázquez, Sterling, y ahora también Rubén Gómez, Conor Delay, Troy Blanco y Andrea Davis se encargan de ayudar a los jugadores dentro y fuera del campo. Estos individuos han dejado atrás la definición de "entrenador voluntario", ya que también ayudan a las familias a comprender la educación, la inmigración y el camino a una carrera profesional para sus hijos.

En CCFA, todos los estudiantes-atletas deben mantener al menos un promedio de 2.5 grados, otras escuelas requieren un mínimo de 2.0 grados, pero no en la CCFA, los líderes saben que se necesita un promedio más alto para conseguir una beca, el objetivo de muchos de estos atletas.

“Organizamos reuniones para enseñar a los padres sobre el costo real de la universidad”, dijo Purnell. “Hablamos con ellos acerca de la ayuda financiera y lo más importante, les mostramos que está bien para sus hijos salir y conseguir una educación universitaria”.

Muchos de los padres en el Condado de Monterey tienen la idea de tener a sus hijos trabajando a corta edad, incluso antes de que salgan de la preparatoria. No entienden por qué la universidad es tan importante cuando un dólar rápido se puede hacer trabajando en los campos. Hacer que los padres entienden la inversión de que su hijo vaya a la universidad, no siempre es fácil, especialmente cuando a los 13 o 14 años de edad el niño ya tiene la responsabilidad de pagar las cuentas.

“Había un niño de catorce años que me dijo no podía llegar a las prácticas porque tenía que trabajar en los campos, que necesitaba dinero para pagar la renta”, dijo Purnell. “Yo no supe cómo explicar que su compromiso era en el campo de fútbol, ​​que el ser parte del equipo iba a darle la mejor oportunidad. La solución rápida fue pagar la renta del mes, pero la lucha a largo plazo y la realidad es que muchos de nuestros jugadores son responsables de pagar las cuentas de su hogar”.

Una cuanta que no añade es la de formar parte de dicha academia prestigiosa, que se financia a través de subsidios y empresas locales.

CCFA es el único programa en el Condado de Monterey y del Sur que está completamente libre de costo para los estudiantes atletas y sus familias.

También es la única academia, de cual yo sepa, que brinda apoyo de inmigración y educación. Ofrecen sesiones de tutoría escolar y talleres para el proceso de Acción Diferida (DACA).

Según su sitio web, también se proporciona un entorno de aprendizaje seguro para participar en actividades organizadas, junto con los recursos y orientación para llegar a la universidad. Les dan a los estudiantes atletas todo lo necesario para formar parte de los equipos. Tal como equipo y uniformes necesarios para la participación.

"Tenemos la suerte de que Cisneros (entrenador de fútbol en la preparatoria Alisal) y la preparatoria Alisal nos brindan un gran apoyo", dijo Purnell, "Cisneros anima a sus jugadores a ser parte de la academia fuera de su temporada".

La academia está organizando clínicas abiertas totalmente gratis en la preparatoria Alisal los lunes y jueves de 7:30 P.M. a 8:00 P.M. debido a la continua temporada de fútbol de dicha escuela, con planes de reanudar las clínicas diarias al final de la temporada.

“Cisneros tiene prioridad, y estamos muy contento de contar con su apoyo", dijo Purnell.

CCFA se ha convertido en la puerta de entrada al éxito para nuestros jóvenes, a través del fútbol y apoyando una educación universitaria, potencialmente logrando una beca.

“Llevaremos a dos atletas al campamento de la Universidad de Santa Bárbara el 2 y 3 de enero", dijo Purnell. "Obviamente queremos que jueguen en la universidad, pero más que nada los queremos en la universidad, que entiendan lo transformadora que realmente puede ser la educación".

Con el éxito del equipo de niños, CCFA ahora está buscando desarrollar un equipo competitivo de niñas.

"La mayoría de los participantes en nuestras clínicas son niñas", dijo Purnell. “Incluso tenemos una niña que es más rápida que la mayoría de los niños, y están listas para jugar en el siguiente nivel".

El objetivo es contar con un equipo completo entrenado por Purnell, una de las pocas mujeres, y la presidenta de CCFA.

"Quiero hacer esto por mí misma", dijo Purnell. "Voy a entrenarlas. Yo jugaba fútbol y eso fue mi entrada a la universidad, quiero eso para ellas. "

En el próximo año, estaremos encantados de seguir viendo el éxito de CCFA y esperamos una temporada invicta de niñas. Las clínicas están abiertas a todos los niños del Condado de Monterey y son absolutamente gratis para los estudiantes atletas. Para obtener más información sobre la academia y una de las clínicas pueden encontrar su sitio web, que está lleno de imágenes y eventos próximos. Aquellos de ustedes interesados ​​en donar pueden contactar algún miembro a través su correo electrónico disponible en el sitio www.ccfafutbol.org.

Gracias CCFA y organizadores por encontrar luz y ayudar a nuestra juventud a brillar a través de California y los EE.UU.

Puede comunicarse con Mayra a través de su correo electrónico: my.l.gomez@gmail.com; Instagram: MAYRALGOMEZ o Twitter: @ mygomez12.