LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

- Los senadores Ted Cruz y Marco Rubio protagonizaron un fuerte choque sobre seguridad nacional e inmigración en el debate presidencial republicano, que colocó su enfrentamiento en el primer plano de la contienda por la candidatura.

Cruz y Rubio, lejos de criticar a Trump, optaron por atacarse mutuamente, sobre todo en materia de inmigración y seguridad nacional.

“Podría decir anoche u hoy que vamos a destruir totalmente a ISIS, los vamos a reventar, vamos a provocar resplandor en la arena”, dijo Rubio en un acto en Iowa el miércoles, en alusión a declaraciones de Cruz, a quien no nombró. “Es fácil decirlo. ”¿Con qué lo harás? Necesitas los medios para hacerlo. Nos estamos quedando sin esos medios“.

Rubio, senador por Florida, defendió su apoyo a dar una vía hacia la ciudadanía a inmigrantes que se encuentran en situación irregular en el país, una posición que la amplia mayoría del Partido Republicano rechaza de plano. Rubio es uno de los autores de un proyecto del Senado en 2013 que hubiera creado esa vía, pero desde entonces ha dicho que la crisis inmigratoria se debe enfrentar parte por parte y que la legalización solo podrá estar sobre la mesa una vez que se asegure la frontera con México.

En su esfuerzo por diferenciarse de Rubio, Cruz fue más allá de lo que había ido hasta ahora en su oposición a legalizar a los inmigrantes en situación irregular. ”Nunca he apoyado la legalización y no tengo la intención de apoyar la legalización“.

Los dos senadores —ambos estadounidenses de origen cubano— se arrojan golpes desde hace semanas y su rivalidad podría ser un factor determinante en la contienda a medida que se acercan las primeras votaciones en febrero.

Copyright 2015 The Associated Press. All rights reserved. This material may not be published, broadcast, rewritten or redistributed.

Read or Share this story: http://bit.ly/1lYwo5G