LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Algunas en la línea caminando hacia la Calle Towt en el este de Salinas llevaban conos de color naranja, mientras que otras arrastraban un carretón, o retenían grandes plantillas resistentes.

¿Su objetivo? No ir al patio del recreo, sino el colector de aguas pluviales.

Con un poco de ayuda instruccional por parte de Ray Villanueva, un empleado municipal jubilado, las Girl Scouts de un centro cercano, marcharon hacia el parque Closter, armadas con latas de pintura, cinta adhesiva, y un montón de buena voluntad.

Después de recubrir el fondo en blanco, gritos de alegría estallaron cuando su primera plantilla azul salió perfectamente. La señalización, que está en inglés y español, lee "Corre hacia el arroyo Sanborn-mantengamoslo limpio".

Este es un esfuerzo inicial. Equipos de Girl Scouts se dispersaran en las próximas semanas, añadiendo más señales a colectores de agua pluviales en todo el barrio.

¿Cómo salvar el mundo? Al igual que estas Scouts lo están haciendo - un parque, un bote de reciclaje, una cuenca a la vez.

Read or Share this story: http://bit.ly/1S2cMru