LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Para la residente de Salinas Theresa Gaxiola, la aplicación del código no es algo desconocido.

Gaxiola vive en una casa brillante y alegre de la calle Winham, y de manera regular ha estado presentando quejas ante la ciudad acerca de la propiedad de uno de sus vecinos desde 2009.

Aunque los funcionarios de aplicación del código determinaron que la queja inicial no tenía fundamentos, al siguiente año se detectaron violaciones en la propiedad después de que Gaxiola presentó otra queja. El caso se cerró después de que el propietario respondió a los problemas y las multas durante los siguientes tres años.

Gaxiola dice que hay personas que viven ilegalmente en una casa móvil que se encuentra en el patio de su vecina, así como en su cochera. También se ha quejado de que el drenaje de la casa móvil se ha derramado en su patio, y está preocupada por la seguridad de la situación.

En 2013, Gaxiola reunió firmas de más de 55 vecinos, incluido el alcalde de Salinas Joe Gunter, para pedir que se llevaran a cabo más acciones acerca de la supuesta ocupación ilegal en la residencia.

Gaxiola presentó más quejas acerca de la propiedad, pero en 2014 los oficiales de aplicación del código no encontraron ninguna violación. Se llevó a cabo otra investigación fuera del horario regular, pero aún así no se detectó ninguna violación, según se informó en una carta acerca de la propiedad expedida por los oficiales de aplicación del código con fecha de junio de 2014.

Gaxiola fue alentada a buscar una mediación entre su vecina y ella acerca del problema.

Aunque los oficiales de aplicación del código no pueden hacer comentarios acerca de casos específicos, sí dijeron que a veces puede ser una cuestión de percepción si un quejoso está seguro de que está ocurriendo una violación, pero al realizar una inspección, la queja no cumple con los criterios.

Recientemente se detectaron entre cinco y siete vehículos estacionados alrededor de la propiedad, pero ninguno de los habitantes de la casa respondió a las solicitudes de comentarios que dejó The Salinas Californian.

Las cosas se han vuelto tensas a lo largo de los años entre las vecinas; Alma Coyazo, vecina de Gaxiola, solicitó una orden temporal de restricción por acoso contra Gaxiola, pero posteriormente la canceló.

Después de seis años, Gaxiola permanece insatisfecha con la situación y dijo que solo quiere que su vecina resuelva las supuestas violaciones.

Hay otros que la apoyan. El 11 de agosto, su vecino Ryan Nessier también se comunicó con las autoridades de aplicación del código por correo electrónico.

“Hemos creado un buen sentido de la comunidad en Winham, pero las crecientes payasadas y hostilidad de los residentes del 234 (de la calle Winham) son tediosas”, escribió Nessier. “No les tengo animadversión a los residentes de la cochera o del vehículo recreativo, ya que a veces las cosas se pueden poner difíciles, pero esta no es una situación temporal. Los residentes del vehículo recreativo cambian cada temporada. Esta es absolutamente una propiedad de renta clandestina que se ha dado durante cinco años”.

LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: http://bit.ly/1JbNlAr