LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN

Angie Ortega pasó el día anterior al Día de la Independencia junto a la tumba de su hija, conmemorando el que hubiera sido el cumpleaños número 50 de Lorraine Ortega.

Puso la canción “The Dance” de Garth Brooks, rezó y leyó el pasaje de Mateo 26: 36-46: Jesús orando en el huerto de Getsemaní antes de su crucifixión. 

“Tendría que haber sido una bonita celebración con la familia, pero yo tenía que venir a su tumba”, dijo la Sra. Ortega, cuya hija fue brutalmente asesinada en febrero de 1993 a la edad de 23 años. “Tenía que sentarme junto a su tumba el día de hoy... ver su lápida y decir: "Mi hija está en el cielo y a salvo"”. 

En los años posteriores a la muerte de su hija, la Sra. Ortega asumió un nuevo rol como presidenta de la sede de Parents of Murdered Children (Padres de hijos asesinados) en el Condado de Monterey.

La Sra. Ortega también es miembro de un comité vecinal de fiestas, y fue así como notó algo inusual el 6 de octubre en el Soberanes Park al este de Salinas. 

Observó una diferencia en cómo las personas interactuaban con la policía de Salinas en ese lugar, cómo los niños corrían para ver los vehículos policiales en vez de esconderse detrás de sus padres.

“Veía pequeños cambios aquí y allá. (Pero el 6 de octubre) dejé mi mesa, mi puesto y estuve caminando un poco asombrada, pensando: "No había visto esto antes"”, dijo Ortega. “Me hubiera gustado tener un cuadro pintado de esto, es tan hermoso”. 

Ortega dijo el 3 de julio que también ha notado que el crimen ha disminuido en Salinas. 

Esta semana, un hombre de 37 años fue fatalmente herido de bala la noche del jueves en el barrio chino. La policía ha divulgado pocos detalles del homicidio y sigue investigando. 

Pero incluso mientras la policía de Salinas investiga esta muerte, Salinas está viviendo una tendencia en asesinatos muy diferente a la de la primera mitad de la década, cuando la cifra de homicidios aumentaba cada año, hasta llegar a una cifra récord de 40 en 2015. 

No obstante, en la primera mitad de 2019, Salinas alcanzó el nivel más bajo en 10 años con solo un asesinato.

En otras palabras, los datos muestran que, aunque Salinas sigue lidiando con la violencia, esa violencia está disminuyendo. 

Descenso del 89 % en homicidios en la primera mitad del año de 2018 a 2019

El asesinato con arma de fuego del 11 de julio en el barrio chino fue el segundo homicidio de 2019 en Salinas.

Antes de eso, en Salinas solo hubo un asesinato hasta junio, lo que significa un descenso del 89 % en comparación con los nueve homicidios ocurridos en la primera mitad del año 2018, dijo Adele Fresé, jefa del Departamento de Policía de Salinas, el 2 de julio. 

Los robos a mano armada, las violaciones y los asaltos reportados en los primeros cinco meses del año también disminuyeron, en comparación con el mismo periodo del año pasado, dijo.

Las balaceras disminuyeron un 47 %, pasando de 43 a 23, en ese periodo, dijo Fresé. 

“Creo que la ciudad ya está cansada de ser clasificada como una ciudad violenta, la capital del asesinato o líder en violencia juvenil en California”, dijo Fresé. 

Además, el único asesinato ocurrido durante los primeros seis meses de 2019 no estuvo relacionado con las pandillas, dijo la policía.

Hasta la mañana del viernes, los funcionarios no han dicho si la balacera del barrio chino fue provocada por pandillas. El último asesinato provocado por pandillas ocurrió el 3 de noviembre. Félix Alonso Francisco, un trabajador agrícola que no era miembro de ninguna pandilla, fue asesinado a balazos.

Anthony Valdez, de 21 años, y Kristopher Purcell, de 20, son los integrantes de la pandilla de los Norteños que organizaron un "escuadrón homicida" que mató a Francisco y a otras personas, dijeron las autoridades. 

Otros integrantes han sido arrestados. El caso está en espera de juicio en el Tribunal de Distrito de los Estados Unidos para el Distrito del Norte de California.

Crecer “bajo la sombra del asesinato”: El homicidio afecta a generaciones

Angie Ortega ha padecido problemas cardiacos desde que su hija fue brutalmente asesinada; la causa de muerte puede haber sido apuñalamiento, estrangulación u otros dos actos violentos, dijo. 

Parte de su dolor ha sido darse cuenta que el asesinato de su hija no solo ensombreció su vida, sino también sus relaciones familiares, comentó. 

“En una audiencia de libertad condicional (para el asesino) escuché algo que dijo una de mis nietas: ‘Crecí bajo la sombra del asesinato. Cada festividad, cada cumpleaños se vio ensombrecido por ir primero al cementerio. Era como un evento inicial’”, relata la Sra. Ortega. “Estuve sentada pensando: ‘¿Qué fue lo que les hice a estas niñas?’... Afecta a nuestras familias, durante generaciones”.

Para los seres queridos de la víctima, las festividades “son como minas explosivas”, comentó. 

Pero cuando The Californian informó a la Sra. Ortega sobre el descenso en los asesinatos y balaceras en 2019, ella respondió: “Es asombroso”.

Policía de Salinas hizo cambios para hacer frente a la tasa de asesinatos

Fresé dijo que esas disminuciones ocurrieron por una combinación de motivos. 

Que el departamento de policía cubriera 40 vacantes usando fondos provenientes del impuesto sobre las ventas, aprobados por los votantes, fue uno de los principales motivadores del cambio, dijo. 

Contar con una mayor cantidad de oficiales significó reducir su agotamiento y contar con mayores recursos, como la Unidad de Supresión de la Violencia, más tarde renombrada Fuerza de Tarea de Supresión de la Violencia (VSTF, en inglés), con la adición de otras fuerzas del orden a nivel federal, estatal y local.

“Vimos algunos resultados positivos inmediatos, por lo que decidimos extendernos y crear un cambio”, señaló. 

Pero el departamento también atacó al crimen desde un ángulo diferente: Vigilancia policial orientada hacia la comunidad, que incluye crear cada vez más grupos de vigilancia vecinal, una mayor apertura y más interacciones con el público, explicó. 

Fresé comentó que cuando llegó, la policía dependía del sistema de localización de disparos de arma de fuego, ShotSpotter, para alertarlos de las balaceras; ahora los oficiales reciben múltiples llamadas además de las alertas automáticas.

La Sra. Ortega lo ha notado; haciendo referencia a esa fiesta vecinal del 6 de octubre. Además, dice que los arrestos adicionales de personas que violaron su libertad condicional y la incautación de armas de posesión ilegal han reducido los delitos. 

Tanto ella como los miembros del concejo municipal señalan también que los programas comunitarios, especialmente los dirigidos a los jóvenes, han contribuido a la disminución de los delitos violentos en general. 

“Tenemos casi un 90 % menos asesinatos de los que tuvimos hace un año”, dijo el 5 de julio el concejal Steve McShane, quien representa a la zona sur de Salinas. “Eso no sucede por casualidad”. 

La disminución de la violencia se debe en gran parte al trabajo del departamento de policía, incluido el personal adicional y la VSTF, dijo la semana pasada José Arreola, director de la Alianza Comunitaria para la Seguridad y la Paz (CASP, en inglés).

“Me parece que estamos empezando a ver los frutos de su trabajo”, explicó. 

La CASP trabaja para fomentar la comunicación y coordinación entre las varias organizaciones comunitarias de prevención de la delincuencia, especialmente entre los jóvenes de Salinas y del Condado de Monterey. 

La violencia juvenil ya ha bajado más de un 60 %, de acuerdo con un artículo de The Californian de septiembre de 2018.

Pero mientras la disminución en los asesinatos fue “extraordinaria” y “una enorme caída en picada y un gran cambio”, la disminución del 47 % en las balaceras entre enero y mayo reforzó las buenas noticias, dijo Arreola. 

“Es una disminución enorme”, dijo. “...Es una destacable tendencia a la baja. Es sensacional. La policía debe estar muy orgullosa de esa cifra”. 

La CASP, las escuelas y los grupos de vigilancia también ayudan en los esfuerzos contra la violencia

La CASP, las escuelas y los grupos de vigilancia también ayudan en los esfuerzos antiviolencia

Pero el enfoque contra la violencia va más allá de la policía: incluye los esfuerzos de la CASP para hacer que todos participen, dijo.

La importante ayuda de las escuelas y de los funcionarios de educación también ha reducido la violencia, comentó. 

Miembros del concejo municipal, contactados por teléfono y a través de mensajes de texto el 5 de julio, también destacaron la importancia de las escuelas, así como de las organizaciones comunitarias y juveniles para impulsar esa tendencia a la baja.

El concejal John "Tony" Villegas señaló a los oficiales de recursos escolares del departamento de policía en el Distrito Escolar de Santa Rita.

Christie Cromeenes, concejal del norte de Salinas, atribuyó la disminución a la "creciente preocupación de Salinas por nuestros ciudadanos, y por supuesto, a una crianza más comprometida", además, a la policía de Salinas y a la promoción de la vigilancia comunitaria. 

Los concejales Scott Davis y Tony Barrera del este de Salinas dieron crédito por la disminución de la violencia a la policía de Salinas y a las organizaciones comunitarias, incluyendo a las escuelas. 

La concejal Gloria De La Rosa, quien representa a partes de las zonas este y sur de Salinas, además del barrio chino, dijo que ha notado una mayor participación en la vigilancia vecinal y las redes sociales.

Grupos locales de vigilancia vecinal y contra el crimen han surgido en las redes sociales y comparten información sobre circunstancias sospechosas. 

“Mi bebé”

En una fresca noche de viernes en febrero, Abdelwahed Rahali, de 37 años, fue asesinado a balazos: la única víctima de asesinato en Salinas durante la primera mitad de 2019. 

Alrededor de las 7:55 p. m. del 22 de febrero, la policía de Salinas respondió acudiendo a una vivienda en la manzana 1200 de Granada Avenue. 

Ahí encontraron a Rahali, quien falleció en el lugar.

Una mujer, quien no ha sido identificada, fue escoltada fuera de la escena del crimen, donde se dejó caer sobre la acera y empezó a exclamar "mi bebé".

Se habían emitido al menos 11 disparos. 

Una persona de 17 años de edad fue arrestada como sospechosa de haber asesinado a Rahali, después de que un oficial de servicio comunitario de la policía notó que alguien estaba actuando de manera sospechosa.

No se ha divulgado un motivo, pero la policía dijo que no parecía estar relacionado con las pandillas. Los casos que implican a sospechosos menores generalmente se procesan de manera hermética y muy poca información se hace pública.

Eliminando la brecha entre la comunidad y los policías

Mucho del éxito al reducir la violencia viene de los esfuerzos de prevención y de inspirar a los más afectados a que sean activistas, dijo Andrea Manzo, directora de equidad regional de Building Healthy Communities (BHC) en el este de Salinas, el 5 de julio. 

Con demasiada frecuencia, el público pierde la esperanza de alguna reforma; su organización trabaja con otros grupos para cultivar un cambio desde las bases, especialmente capacitando a las personas para ser líderes. 

“Este es su poder”, expresó. “... Crea diferentes tipos de comunidades, diferentes tipos de esperanza”. 

“(Pueden) disolver o deshacer esta idea de que ‘nunca van a cambiar las cosas’, esta actitud de que nada va a cambiar”, dijo. 

La policía de Salinas también ha trabajado en "asegurarse de que el cuerpo de policía realmente refleje a la gente en la comunidad" agregando a más latinos, hispanohablantes y mujeres, dijo Manzo. 

Pero sigue existiendo una larga historia de desconfianza entre el este de Salinas y la policía, incluido un sentimiento de "vigilancia policial exagerada", comentó.

“(Hay una sensación de que) ‘Oh, ya vi a tres policías, seguramente estamos en la zona este’”, dijo. 

Tanto la policía como los miembros de la comunidad muestran indicios de querer enmendar la relación: el Plan de Vitalidad de Alisal, y el estire y afloje en las reuniones públicas sobre el mismo, demuestran ese deseo, dijo Manzo. 

Pero la fatal balacera, en la que estuvo involucrado un oficial de Salinas y en la que falleció Brenda Rodríguez Mendoza durante un enfrentamiento el 1 de marzo recordó a mucho ese año de 2014, cuando cuatro personas murieron en tiroteos donde participaron oficiales, dijo Manzo. 

La jefa Fresé dijo que no podía hacer comentarios sobre los detalles del fatal tiroteo donde participó un oficial y falleció Mendoza, debido a que es una investigación en curso de la oficina de la Fiscal de Distrito del Condado de Monterey. La Fiscal de Distrito, Jeannine Pacioni, no ha determinado si el tiroteo fue justificado o no. 

Un fiscal sénior hizo llegar preguntas acerca de la investigación a Pacioni el martes, pero ella no devolvió la llamada ni contestó un mensaje de correo electrónico sobre la investigación la semana pasada.

Sin embargo, en una conferencia de prensa en abril, Pacioni informó que la policía de Salinas abrió fuego sobre Mendoza, matándola, después de horas de enfrentamiento, en las cuales se tuvo supervisión y asesoría del Departamento de Salud Mental del Condado de Monterey. 

Mendoza, a quien se le habían recetado antidepresivos y vivía en su SUV descompuesta, apuntó a los oficiales con una pistola de perdigones que parecía una pistola real, dijo Pacioli previamente.  

La policía había recibido una llamada para acudir al vecindario de E. Laurel Drive después de que Mendoza presuntamente amenazara a una mujer en la propiedad, dijo Pacioni. 

Un mes antes de la muerte de Mendoza, la policía de Salinas disparó a un hombre que blandía una réplica de arma de fuego similar. El hombre sobrevivió y se declaró culpable ante los cargos de blandir un arma y de robo. 

CLOSE

Israel Villa of MILPA speaks at a protest for Brenda Mendoza who was shot by police March 1 following an hours-long standoff. Joe Szydlowski, The Californian

La muerte de Mendoza generó una protesta en el ayuntamiento por acusaciones de brutalidad policial. 

“Obviamente se revivieron muchos traumas y, de hecho, debido a las balaceras que ocurrieron en 2014 donde participaron oficiales, (resurgió) un gran sentimiento de dolor”, dijo Manzo. 

Fresé invita a hacer preguntas al departamento de policía, siempre y cuando dichas preguntas se hagan de buena fe, dijo. 

Durante los disturbios por la muerte de Mendoza, anduvo circulando información errónea mientras la policía aún seguía recopilando y examinando información, dijo Fresé. 

“Es importante que los miembros de la comunidad entiendan que deben primero analizar los hechos, y no tomar como cierto lo que un miembro de la comunidad afirma”, aclaró. 

¿Puede la antigua "capital del asesinato" mantener baja la tasa de homicidios?

A Salinas se le ha llamado la capital del asesinato de jóvenes de California, tanto en los medios locales como nacionales. 

Se le puso ese apodo después de que los informes anuales "Juventud perdida" del Centro de Políticas contra la Violencia descubrieran en repetidas ocasiones que el Condado de Monterey tenía el primer lugar a nivel estatal en homicidios de jóvenes, los cuales implicaban en forma abrumadora a víctimas hispanas y estaban relacionados con pandillas.  

El último informe del centro presentó un reportaje de VICE News de 2016 sobre la "capital del asesinato de jóvenes de California".

Desde entonces, el informe Juventud perdida ha sido descontinuado debido a que el financiamiento del subsidio se agotó, de acuerdo con el Centro de Políticas contra la Violencia. 

Pero desde los 40 asesinatos ocurridos en 2015, la tasa de homicidios ha disminuido alrededor de 20 a 30 % cada año. 

No obstante, el único asesinato en la primera mitad de 2019 es el nivel más bajo que se ha tenido desde que la Oficina Federal de Investigación empezó a presentar informes de cifras a mediados de año con las estadísticas del crimen en 2010.  

Pero a Fresé le preocupa que la tendencia no se mantenga: la contratación de personal fue clave para la reducción de la violencia y la ciudad ya congeló 12 puestos vacantes de oficiales juramentados en el departamento de policía. 

Anteriormente, para lidiar con la escasez de personal, Fresé buscó asociaciones con organismos del orden público locales, estatales y federales. A principios de este año, la policía llevó a cabo una conferencia de prensa, celebrando la reducción de las balaceras y la violencia, relacionada con la Operation Triple Beam, una campaña de cuatro meses de duración de la policía de Salinas, agencias locales y organismos del orden público estatales y federales que se concentró en las armas y las pandillas. 

Esa asociación ha continuado y permite que Salinas aproveche recursos y conexiones estatales y federales, dijo Fresé. También espera que un moderno sistema de registros permita a la policía responder en tiempo real a las tendencias del crimen. 

Sin embargo, la colaboración y el fomento de la confianza entre la comunidad, como la CASP, y esencialmente los residentes de Salinas, siguen siendo cruciales, comentó.

“Podríamos continuar esta tendencia para siempre si trabajamos juntos”, dijo Fresé.

En cuanto a la Sra. Ortega, quien celebró el cumpleaños de su hija mientras conmemoraba su asesinato, rindió homenaje a Lorraine con la oración de Jesús en el huerto de Getsemaní del Evangelio de Mateo. 

“Yo llamé a esto ‘Seguir velando por nosotros’”, dijo de Mateo 26:36-46. “... Creo firmemente que, como supervivientes, nosotros ‘seguimos velando por nuestros seres queridos’ y por otras personas que están en el mismo viaje”.

Loading...
LINKEDINCOMENTARIOSMÁS INFORMACIÓN
Read or Share this story: https://www.elsoldesalinas.com/story/inicio/2019/07/23/murder-capital-salinas-california-rate-drop/1772819001/